Pomociones Zanfer

“DIVINO” IMPONE AUTORIDAD ANTE VALIENTE “CHINITO”

Rafael Espinoza UD10 - Carlos Ornelas
Dubiel Sánchez UD10 - José Guadalupe Rosales
Humberto Galindo KO2 - Gregorio Soto
Rafael Guzmán TKO4 - Francisco Javier Hernández

El jalisciense Rafael “Divino” Espinoza impuso su boxeo a la distancia, sus recursos ofensivos y defensivos, la precisión en el golpeo y el ritmo de pelea, para superar por una amplia decisión unánime a un muy valiente y voluntarioso Carlos “Chinito” Orenelas, en la pelea estelar de la función que presentó Zanfer a puerta cerrada, en la burbuja del Grand Hotel Tijuana.

“Divino” Espinoza (16-0-0, 13 ko’s) extendió su invicto y logró la victoria más importante de su carrera, planificando desde la larga distancia gracias a la notable ventaja que tenía en alcance. Fue efectivo y preciso, fue diverso al punto de lucir tanto de guardia derecha como de zurda, y su labor fue demoledora. Para el octavo round, su rival ya tenía el rostro desfigurado, con ambos pómulos inflamados y sangrando por la nariz.

Sin embargo, el “Chinito” Ornelas (25-3-0, 14 ko’s) fue siempre al frente, arriesgó y fue peligroso con volados y contragolpes. Perforó varias ocasiones la guardia del “Divino”, y tuvo sus momentos de lucimiento, sobre todo cuando pudo poner contra las cuerdas a su rival, quien al “aprenderse la receta”, no le permitió al rival muchas facilidades.

Al final de los 10 rounds de la pelea estelar en peso Pluma, el “Divino” Espinoza se llevó la victoria por decisión unánime, con una tarjeta 98-91 y dos, 97-92.

Dubiel conserva invicto

El tijuanense Dubiel Sánchez conservó su récord invicto, y en base a un boxeo agresivo, con variedad de golpes e insistiendo en ir siempre al frente, se impuso por decisión unánime al experimentado José Guadalupe “Bronco” Rosales, quien fue peligroso al contragolpe.

Sánchez (16-0-2, 12 ko’s) conectó más y mejor, fue insistente, fue certero arriba y abajo y puso mal en repetidas ocasiones al “Bronco” Rosales (39-29-1, 20 ko’s), quien conectó upers y cruzados al rostro que hicieron retroceder al invicto tijuanense.

Tras diez rounds, el dominio de Dubiel Sánchez se hizo evidente en las tarjetas de los jueces, y los tres vieron ganador al de Tijuana con tarjetas de 100-90.

Galindo muestra poder

Galindo (13-0-1, 10 ko’s) mandó a la lona al “Calambres” (14-4-0, 8 ko’s) con un cruzado de derecho a la cabeza, sin embargo, el valiente sinaloense se incorporó y siguió, para ser rematado con un preciso y contundente gancho de izquierda al hígado, que le impidió volverse a poner de pie ante el conteo de 10 segundos del réferi Fernando Rentería.

“Furioso” nocaut de Guzmán

El ensenadense Rafael Guzmán fue paciente, preciso y contundente, para noquear en el cuarto round al tijuanense Francisco Javier “Tarasco” Hernández, en un duelo explosivo entre peleadores de choque y poder.

Guzmán (22-1-1, 14 ko’s) varió su ofensiva, pero fue trabajando su victoria con el golpeo al cuerpo. En el segundo round, tumbó al “Tarasco”, en el cuarto lo hizo retroceder y recurrir al abrazo, pero poco más tarde, lo remató con una combinación de gancho de derecha al hígado, gancho de derecha al abdomen y gancho de izquierda a la boca del estómago, lo que hizo de Hernández se doblara y cayera a la lona, y el réferi de inmediato decretó el final de la contienda, sin necesidad de conteo.

El “Tarasco” Hernández (12-5-1, 7 ko’s) tuvo sus momentos de lucidez, sobre todo con el contragolpe al rostro, y siempre estuvo dispuesto a pelear en corto y al choque, pero no pudo con el golpeo al cuerpo del “Furioso”, y perdió a los 2:22 minutos del cuarto asalto